3 jun. 2012

No era para menos.

Que nada justifica tus palabras ...
Esto que nos esta pasando es raro...
Tú y yo lo sabemos, o al  menos eso creo.
Pero... ya no viene al caso.
Camina tu destino muy distinto al mio.
Ya no hay promesas de por medio.